Estructura del Ruixó

Está formado por un cuerpo principal de tubo de acero inox con cinco potentes brazos de acero sujetos mediante bisagras.

Los brazos disponen de un anclaje para albergar hasta cinco gomas de recuperación y unas chapas soldadas en su extremo para mejorar el agarre en fondos de algas.

Una corredera central fijada por un tornillo inox, dará a los cinco brazos una abertura de 45º , idónea para su función.

Todo el rezón está fabricado en acero inoxidable AISI 316.